¿Puede ser éste el jardín trasero de una vivienda adosada?

Efectivamente lo es y se encuentra colindante con una carretera muy transitada. Los propietarios necesitaban aislarse del insoportable tráfico sin renunciar a la tranquilidad y placidez que les reporta el jardín.

 

Se optó por dos cerramientos de distinto vidrio: uno para elevar el cerramiento del jardín permitiéndo el paso de la luz y reduciendo la contaminación acústica; y otro para abrir la estancia principal de la casa al jardín. En las estancias superiores se dimensionaron las ventanas para conseguir un efecto similar.

 

El proyecto arquitectónico, obra de Nakam, es un claro ejemplo de integración de la naturaleza en nuestro espacio vital consiguiendo reportar a nuestro hogar las sensaciones propias de un jardín: paz, tranquilidad, frescor y armonía.

 

¿Estas pensando en reformar tu hogar, tu espacio natural, tu jardín?

Podemos ayudarte. Somos verdicittá.

 

www.verdicitta.com